Chile: Sebastián Piñera pide a los chilenos prepararse para la recesión.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, augura la pérdida de más de un millón de empleos por la crisis del coronavirus y alertó de que «es imposible» que el Estado pueda proteger a todos si el país no se vuelve a poner en marcha.

Sólo el mes de marzo unas 300.000 personas perdieron sus empleos en Chile como consecuencia del estado de alarma decretado para combatir la pandemia del coronavirus, y si la tendencia se mantiene, el Gobierno augura que la tasa podría superar el 10% en los próximos meses, es decir más de un millón de chilenos estarían sin trabajo.

Ante este escenario, Piñera, pidió a la población que se prepare para “la siguiente pandemia» una vez superado el coronavirus, apuntando a «la recesión» provocada por las medidas adoptadas para evitar el contagio. «Hay que prepararse para la siguiente pandemia (…), la recesión, que será la más dura de los últimos 100 años», dijo el inquilino de La Moneda en una entrevista concedida al Canal 13.

 En este contexto, reivindicó una vez más la importancia de que el país se vuelva a poner en marcha cuanto antes con un «retorno seguro». «Nos estamos preparando para la nueva normalidad», declaró. El Mandatario advirtió en varias ocasiones de que esta es la peor crisis que enfrentará el país en los últimos 100 años.

De este modo, el Ejecutivo planteó varias medidas de ayuda a la población como la creación de un ingreso mínimo garantizado o la ley de protección del empleo. Sin embargo, Piñera alertó de que «es imposible» que el Estado pueda proteger a todo el mundo si el país no se vuelve a poner en marcha.

Piñera anunció el lunes 20 de abril de 2020 un proyecto para establecer un ingreso familiar de emergencia para los trabajadores temporales del país, en el marco de la actual crisis del coronavirus covid-19.

Por su parte, la secretaria general del Gobierno, Karla Rubilar, advirtió que hay coronavirus para «largo rato» porque la única solución real contra la pandemia es la vacuna y, «para un país como Chile, no llegará antes de un año».

Rubilar aprovechó para defender una vez más la estrategia del Ejecutivo, que difiere de la adoptada en la mayoría de los países afectados por covid-19, porque no implica una cuarentena nacional, sino por territorios. «Las cuarentenas son estratégicas, son dinámicas. Prenden, apagan, aprietan y sueltan para permitir mantenernos con el coronavirus durante todo el tiempo que va a durar», ilustró la portavoz gubernamental.

Para Rubilar en estos momentos la situación epidemiológica en el país atraviesa un proceso de “estabilización», con 11.812 casos confirmados y 168 víctimas mortales. Clases siguen suspendidas El ministro de Educación, Raúl Figueroa, por su parte, confirmó la suspensión del retorno a clases presenciales.

“Las clases presenciales se suspenden hasta que las condiciones sanitarias permitan un retorno gradual”, anunció. Respecto a una posible fecha para este regreso, el secretario de Estado afirmó que “será informada oportunamente”.

Según informó la autoridad, el retorno gradual se está elaborando “sobre la base de tres principios muy importantes”, los que apuntan a la seguridad de la comunidad educativa, la flexibilidad para que cada establecimiento pueda adecuarse al plan y la equidad.

ap/cet