China no descarta opción militar contra acción separatista en Taiwán

Ejército Popular de Liberación de China (ELP).

Un general de alto rango chino advierte que, si no hay forma de una “reunificación pacífica” de Taiwán, la opción de un ataque militar podría estar sobre la mesa.

Si se pierde la posibilidad de la reunificación pacífica, las fuerzas armadas del pueblo, con toda la nación, incluido el pueblo de Taiwán, tomarán todas las medidas necesarias para aplastar decididamente cualquier complot o acción separatista”, ha declarado este viernes el general Li Zuocheng, jefe del Departamento del Estado Mayor Conjunto de la Comisión Militar Central de China.

Al respecto, ha expresado que China no promete abandonar el uso de la fuerza y reservar la opción de tomar todas las medidas necesarias para estabilizar y controlar la situación en el estrecho de Taiwán.

Li Zuocheng, de este modo, ha mencionado una ley aprobada en el año 2005 por China, la cual le da al gigante asiático la base legal para la acción militar contra Taiwán si se separa o parece estar a punto de hacerlo.

China y Taiwán viven una escalada de tensiones, debido a las intenciones separatistas de las autoridades taiwanesas, especialmente de la presidenta Tsai Ing-wen que se opone en gran medida al principio de “una sola China”.

Pekín funda su reclamo sobre la isla en base a la decisión de 170 países que votaron una resolución en 1971 que considera a la República Popular China el único representante legítimo ante las Naciones Unidas y reconoce a la isla de Taiwán como parte inalienable de esa nación asiática.

Sin embargo, los apoyos de Estados Unidos a las posturas separatistas de Taiwán y aumentar los contactos diplomáticos con Taipéi e intensificar, por su parte, las cooperaciones militares con la isla, han incrementado las tensiones entre Pekín y Taiwán en los últimos meses.

En este contexto, el Departamento de Defensa estadounidense (el Pentágono) aprobó en julio de 2019 equipar Taiwán con más de cien tanques, misiles y otros armamentos por un valor estimado de 2200 millones de dólares.

Indignada ante la decisión estadounidense, China exigió a las autoridades pertinentes de EE.UU. “suspender inmediatamente” el megaproyecto para la venta de armas a Taiwán y no intervenir en sus asuntos internos.

cet/

Síguenos en: